Neoclasicismo francés. Fedra

11.06.2019

Fedra. Un repaso por los procedimientos de la tragedia neoclásica francesa. 


I

Francia también fue barroca. En "Circe y el pavo real", Jean Rousset afirma el barroco francés -las fiestas reales (acontecimientos teatrales fastuosos, de gran duración, liminales), Corneille y la comedia de magia-. Rousset define al barroco: 1. Inestabilidad (trampa, engañifa). 2. Movilidad (cambio permanente del punto de vista, imposibilidad de percibirlo todo). 3. Metamorfosis (procedimiento de dinamismo). 4. Decoración (gran despliegue visual).

Hubo barroco en Francia pero fue silenciado por el clasicismo. La monarquía absoluta del siglo XVII, refractaria al barroco, en su centralización del poder y control de Francia, promueve la productividad, legislación, regulación y aceptación política del clasicismo.

En 1603 se crea la Académie (organismo de regulación estética). En 1640 se crea la imprenta real. En 1680 la Comédie (organismo de regulación del teatro). En 1694 Francia incorpora la lengua francesa.

En El arte poética (1674), Nicolás Boileau (1636-1711) desarrolla cuatro cantos imperativos, escritos en verso, donde manifiesta el poder de la razón por encima del talento y la inspiración. Su planteo es racionalista. Presenta la idea de un verso organizado racionalmente, una imitación de la naturaleza, "hay razón porque hay Dios", la razón como gran aliada de la fe. El canto 1 hace referencia al decoro, a una escritura limpia, sin abundancia. Se detiene en la razón, en el pensamiento previo a la escritura. El inicio del canto 2 propone evitar el preciosismo o amaneramiento ridículo, el énfasis y la exageración. El canto 3 refiere a la tragedia, y sobre el final del mismo canto habla sobre la comedia. Los 4 cantos desarrollan una intención de ajustar forma a sentido, una completa consciencia de corrección y autocrítica, economía, claridad, decoro y belleza. Contra Boileau se levantarán luego la potencia del romanticismo, el simbolismo y el surrealismo francés.

II

Fedra (1677), es una obra de Jean Racine (1639-1699). Obra imperio del neoclasicismo, apogeo del clasicismo.

Fedra, argumento: Hipólito (hijo de Teseo), está enamorado de Aricia (hija de un clan enemigo de Teseo). Fedra (esposa de Teseo) ama a Hipólito y se lo cuenta Eunone (nodriza y confidente de Fedra). Llegan noticas de que Teseo (rey de Atenas) ha muerto en una lejana campaña. Fedra se declara ante Hipólito y este huye horrorizado. Llegan noticas de que Teseo no está muerto, sino vivo, y que está volviendo a Trecenia. Se sorprende con la frialdad con que lo reciben. Eunone teme que Fedra se suicide y confiesa a Teseo que Hipólito ha intentado seducir a Fedra. Teseo destierra a Hipólito y pide al dios Neptuno que lo mate. Fedra, a punto de hablar y defender a Hipólito, recibe el comentario de Teseo sobre su hijo y el amor que siente por Aricia. Fedra decide callar. Teseo tiene dudas de la culpabilidad de su hijo, comienza a averiguar, hasta que finalmente Fedra confiesa. Eunone muere ahogada. Fedra ingiere veneno y cae muerta en escena. Hipólito muere huyendo de un monstruo marino. Teseo adopta a Aricia para vengar la muerte de su hijo.

Existe en Fedra (obra) un elogio a la razón. La historia se desarrolla sobre una tensión que la atraviesa y se debate entre el furor (pasión) y ratio (razón). Una pasión fuera de control cuando no es contenida por la razón.

Fedra (personaje), presa del debate furor/ratio, se extingue buscando controlar su pasión con el ejercicio de la razón. Racine hace de Fedra un personaje preso de su deseo, no es del todo culpable, ni del todo inocente. Da cuenta de su pasión ilegítima, se horroriza y lucha en vano contra esa pasión. Racine declara conocer a Aristóteles, dice que Fedra posee todas las cualidades del héroe de una tragedia: hamartía (Fedra y su error de enamorarse de Hipólito), hybris (persistencia del error), anagnórisis (descubrimientos de Teseo) y hecho patético (muertes).

El clasicismo plantea un respeto absoluto del rey y reina, no es posible vincularlos con ninguna bajeza. En este sentido, como la reina no puede ensuciarse, Racine introduce el personaje de Eunone quien lleva adelante la acción de la obra. Será Eunone la encargada de estimular la confesión de Fedra hacia Hipólito, de gestar su ilusión con la muerte de Teseo, de inventar el recurso de calumniar a Hipólito.

La obra de Racine es una tragedia no cristiana. En su desarrollo acude a la voluntad de los dioses, quienes se revelan sobre los padecimientos y muerte de Fedra, y en la muerte del mismo Hipólito.

III

En términos de estructura, ¿qué elementos debería considerar si quiero escribir una tragedia neoclasicista francesa? Aquí algunos de los procedimientos más relevantes:

. Conflicto interno en el héroe, debate interno, lucha entre el furor (pasión) y ratio (razón).

. Tragedia de imitación de segundo orden, doble imitatio: romanos y griegos.

. Presencia de núcleos narrativos griegos: hamartía, hybris, anagnórisis, hecho patético.

. Respeto absoluto sobre rey y reina.

. Tragema: incesto y crimen de sangre.

. Voluntad de los dioses, tragedia no cristiana.

. Obra con economía, claridad, belleza, decoro. Escritura que evite la exageración, sin abundancia en el uso retórico.

. Pieza pensada previamente en su estructura, una fuerte presencia de la razón en su construcción estructural. 

----

*Revisión hecha sobre la base de estudios realizados en la cátedra Historia de las poéticas y dramaturgias del teatro I, a cargo de Jorge Dubatti, dentro de la Diplomatura en Dramaturgia de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires.